Las cinco familias búdicas y los cinco diyani budas

Los rasgos de las familias búdicas y los factores de naturaleza búdica

El concepto "familias búdicas" se refiere a los factores de naturaleza búdica. En otras palabras, [estos factores] son rasgos de las familias búdicas. Son factores innatos de la continuidad mental de todos que nos permiten convertirnos en budas.

    • En el nivel básico, son impuros, lo cual significa que su continuidad está mezclada con falta de darse cuenta (ignorancia) y con las emociones y actitudes perturbadoras, y más específicamente, están mezcladas con los obscurecimientos emocionales y cognitivos.
    • En el nivel del camino, están parcialmente purificados y parcialmente no purificados. Esto se refiere al nivel de los aryas, cuando algunos de los obscurecimientos han sido eliminados para siempre.
    • En el nivel resultante, están totalmente purificados, de tal forma que funcionan sin impedimentos como aspectos iluminadores de un buda.

Los tantras Kriya y Charya

Kriya y Charya, las dos primeras clases de tantra, cuentan con tres rasgos de familias búdicas:

    1. La familia Tathagata o Buda; sus figuras búdicas principales son (yi-dams, deidades) Shakyamuni y Manjushri.
    2. La familia Loto (sct. padma); sus figuras búdicas principales son Amitabha, Avalokiteshvara y Tara.
    3. La familia Vajra; sus figuras búdicas principales son Akshobya y Vajrapani.

En el nivel más general:

    1. Manjushri representa el cuerpo.
    2. Amitabha y Avalokiteshvara representan el habla.
    3. Vajrapani representa la mente.

En términos de la mente:

    1. Manjushri representa el entendimiento (la sabiduría).
    2. Amitabha y Avalokiteshvara representan la compasión.
    3. Vajrapani representa las habilidades poderosas.

El Tantra Yoga

La tercera clase de tantra, el Tantra Yoga, cuenta con cuatro rasgos de familias búdicas, una por cada uno de los cuatro temas expuestos en los textos de esta clase:

    1. La familia Tathagata, encabezada por Vairochana, para el cuerpo.
    2. La familia Vajra, encabezada por Akshobya, para la mente.
    3. La familia Loto, encabezada por Amitabha, para el habla.
    4. La familia Joya (sct. ratna), encabezada por Ratnasambhava, para las acciones.

La quinta familia búdica, la familia Karma (acción), encabezada por Amogasiddhi está incluida dentro de la familia Joya.

El tantra Anutarayoga

El Anutarayoga, la cuarta clase de tantra, cuenta con cinco rasgos de familias búdicas:

    1. La familia Tathagata (representada por una rueda), cuya figura búdica principal es Vairochana.
    2. La familia Joya, cuya figura búdica principal es Ratnasambhava.
    3. La familia Loto, cuyas figuras búdicas principales son Amitabha y Avalokiteshvara.
    4. La familia Karma (representada por una espada), cuyas figuras búdicas principales son Amoghasiddhi y Tara.
    5. La familia Vajra, cuya figura búdica principal es Akshobya.

En el nivel más general:

    1. Vairochana representa el cuerpo.
    2. Ratnasambhava representa las buenas cualidades.
    3. Amitabha representa el habla.
    4. Amoghasiddhi representa las acciones.
    5. Akshobya representa la mente.

En términos de los cinco factores agregados de nuestra experiencia (los cinco agregados), según son presentados en el Tantra Guhyasamaya, y con colores y direcciones en el mandala de Guhyasamaya asignados de forma correspondiente:

    1. Vairochana (blanco, este) representa el agregado de la forma del fenómeno físico.
    2. Ratnasambhava (amarillo, sur) representa el agregado de las sensaciones de niveles de felicidad.
    3. Amitabha (rojo, oeste) representa el agregado de la distinción (reconocimiento).
    4. Amoghasiddhi (verde, norte) representa el agregado de otras variables que afectan (formaciones kármicas, voliciones).
    5. Akshobya (azul, centro) representa el agregado de los tipos de conciencia.

En términos del agregado de la forma del fenómeno físico (cuerpo), las cinco familias búdicas están asociadas con los cinco elementos:

    1. La familia de Vairochana representa la tierra.
    2. La familia de Ratnasambhava representa el agua.
    3. La familia de Amitabha representa el fuego.
    4. La familia de Amogasiddhi representa el viento.
    5. La familia de Akshobya representa el espacio.

En términos de los agregados de los tipos de conciencia (mente):

    1. La familia de Vairochana representa la conciencia del ojo.
    2. La familia de Ratnasambhava representa la conciencia del oído.
    3. La familia de Amitabha representa la conciencia de la nariz.
    4. La familia de Amogasiddhi representa la conciencia de la lengua.
    5. La familia de Akshobya representa la conciencia del cuerpo.

Los rasgos de las cinco familias búdicas en términos de los cinco tipos de conciencia profunda

En términos de las buenas cualidades que son otro aspecto del agregado de la conciencia que se refieren a los cinco tipos de conciencia profunda (tib. ye-shes, las cinco sabidurías búdicas):

    1. Vairochana representa la conciencia profunda cual espejo.
    2. Ratnasambhava representa la conciencia profunda de igualdades.
    3. Amitabha representa la conciencia profunda de individualidades.
    4. Amoghasiddhi representa la conciencia profunda del logro.
    5. Akshobya representa la conciencia profunda de la esfera de la realidad (sct. dharmadhatu).

Las diecinueve prácticas para vincularse estrechamente (tib. dam-tshig, sct. samaya) con los rasgos de las cinco familias búdicas y, específicamente, con los cinco tipos de conciencia profunda:

1. Seis para vincularse estrechamente con la conciencia cual espejo (Vairochana)

    • Dirección segura (refugio) en las Tres Joyas: los Budas, el Darma y la Sanga Arya.
    • Los tres tipos de autodisciplina ética: refrenarse del comportamiento destructivo, involucrarse en acciones constructivas tales como la meditación y ayudar a los seres sintientes.

2. Cuatro para vincularse estrechamente con la conciencia de igualdades (Ratnasambhava):

    • Los cuatro tipos de generosidad: dar objetos materiales, dar el Darma, dar la libertad del miedo y dar amor (el deseo de que todos tengan la felicidad y las causas de la felicidad).

3. Tres para vincularse estrechamente con la conciencia de individualidades (Amitabha):

    • Conservar las enseñanzas de los vehículos de sutra (shrávaka, pratyekabuda y bodisatva), de las clases externas de tantra (kriya y charya) y de las clases confidenciales (secretas) de tantra (yoga y anutarayoga).

4. Dos para vincularse estrechamente con la conciencia del logro (Amogasiddhi):

    • Hacer ofrendas.
    • Proteger los votos.

5. Cuatro para vincularse estrechamente con la conciencia de la realidad (Akshobya):

    • Tener un vajra, y la claridad de aparecer en apariencias puras y el darse cuenta gozoso que representa, como método.
    • Tener una campana, y el darse cuenta de la vacuidad que representa, como sabiduría.
    • Mantener el mudra (sello) de visualizarse a uno mismo como una pareja de figura búdica en unión, que representa la unión inseparable de método y sabiduría no dual.
    • Comprometerse adecuadamente en relaciones saludables con nuestros maestros tántricos.

Cuando los cinco tipos de conciencia profunda son impuros (mezclados con falta de darse cuenta de la realidad):

    1. La conciencia cual espejo (Vairochana) se vuelve ingenuidad.
    2. La conciencia de igualdades (Ratnasambhava) se vuelve arrogancia y tacañería.
    3. La conciencia de individualidades (Amitabha) se vuelve deseo anhelante y apego.
    4. La conciencia del logro (Amoghasiddhi) se vuelve celos.
    5. La conciencia de la realidad (Akshobya) se vuelve enojo.

Amitabha

Para trabajar con cualquier familia búdica, tal como la de Amitabha, necesitamos unir, de manera significativa, todos los diferentes aspectos que están asociados con los aspectos de naturaleza búdica que son sus rasgos de familia. Consideremos el ejemplo de Amitabha. Los factores asociados son:

    • La conciencia profunda de individualidades.
    • El agregado de la distinción.
    • Habla.
    • Conciencia de la nariz (como un animal que es capaz de distinguir con precisión mediante fragancias individuales).
    • Fuego.
    • Deseo anhelante y apego (con las cuales nos enfocamos y exageramos las buenas cualidades que distinguen a un individuo).
    • El símbolo del loto (nacido del agua lodosa, pero no manchado por el lodo).
    • Compasión.
    • Mantener las diferentes clases de sutra y tantra.

Cuando

    • Relajamos nuestra distinción de las personas y las cosas en las categorías fijas de las palabras y los conceptos, como se implica por el discurso y las fragancias específicas,
    • Y cuando relajamos el deseo anhelante y el apego que experimentamos hacia esas personas y cosas, los cuales surgen cuando exageramos sus buenas cualidades individualizadoras que distinguimos de esta manera haciéndolos especiales,
    • Entonces nos asentamos naturalmente en la cualidad subyacente de la naturaleza búdica de la conciencia profunda de individualidades, la cual, como la llama de una lámpara, meramente ilumina los objetos permitiéndonos especificarlos. Por naturaleza, esta conciencia profunda no está manchada por el deseo anhelante y el apego, como en el ejemplo del loto.
    • La conciencia de individualidades, entonces, nos permite comunicarnos compasivamente con cada individuo.
    • Para ayudarnos a lograr este nivel, conservamos todas las clases de sutra y tantra y distinguimos sus características individuales, sin el prejuicio del apego a que una es más especial que otra.
Top