Prácticas de vinculación no comunes para las familias búdicas

Otros idiomas

Introducción

Además de los votos de bodisatva y los votos tántricos y de las prácticas de vinculación comunes (dam-tshig, Sansc. samaya) para las cinco familias búdicas, tomar la iniciación de Kalachakra también conlleva un compromiso adicional de mantener seis prácticas poco comunes que crean uniones cercanas con seis rasgos de las familias búdicas.

Tal como con los 19 compromisos comunes, las primeras cinco prácticas crean vínculos estrechos con los cinco tipos de conciencia profunda, representados por las figuras búdicas Akshobhya, Amoghasiddhi, Ratnasambhava, Amitabha y Vairochana. Estas son, respectivamente: Tomar una vida, hablar palabras falsas, robar la riqueza de otros, apropiarse de los cónyuges de otros y beber alcohol y comer carne. Como en el cuarto voto secundario del bodisatva, que concierne a la auto disciplina ética, se refieren a nunca dudar al cometer acciones destructivas con el cuerpo o la palabra cuando surjan del amor y la compasión y no haya otra alternativa.

Es exclusiva del Kalachakra la presentación de un sexto rasgo familiar, la actividad mental de la luz clara en sí misma, representada por la figura búdica de Vajrasattva. El no hacer mofa de los órganos sexuales femeninos crea una estrecha unión con este rasgo. Esto es equivalente al decimocuarto voto raíz tántrico de “no hacer mofa o despreciar a las mujeres.”

El Kalachakra presenta dos significados alternativos para cada una de las seis acciones de vinculación: sugestivo explícito (drang-don) y sugerido implícito (nges-don). Como fue definido en el sistema exegético de Guhyasamaja de los seis significados alternativos (mtha’- drug) de las expresiones vajra, siendo los significados sugestivos explícitos sus significados literales. Son sugestivos de algo más profundo y oculto: de sus significados sugeridos implícitos. Aquí, presentaremos la explicación dada en la tradición Gelug.

Las prácticas de vinculación sugestivas explícitas

(1) Vinculación estrecha con la familia vajra de Akshobhya, tomar una vida se refiere a matar un ser humano inofensivo. Por ejemplo, necesitamos matar un perro rabioso que muerde a la gente, cuando nuestra motivación es únicamente la compasión, y no existe otro medio disponible para detener el daño que está causando. Esto es similar a uno de los votos secundarios del bodisatva: No vacilar en cometer una acción destructiva cuando estén motivadas por el amor y la compasión. Este tipo de sacrificio requiere un profundo conocimiento de la esfera de la realidad (chos-dbyings ye-shes), para diferenciar entre lo que es aceptado y lo que es rechazado. También, requiere un profundo conocimiento que es como un espejo (me-long lta-bu ye-shes), para reflejar el alcance completo de la situación. Igualmente, requiere del valor desinteresado, como un bodisatva que imita al buda, de aceptar cualquier consecuencia dolorosa que conlleven nuestros actos.

(2) Vinculación con la espada con la familia de Amoghasiddhi, hablar palabras falsas significa explicar las apariencias de las cosas, sin que esto esté de acuerdo con la realidad. Así, en un sentido técnico, significa explicar enseñanzas de nivel interpretable (drang-don) cuando es útil, no sólo niveles definitivos, los que (nges-don) conciernen al vacío. En la práctica diaria, por ejemplo, al ayudar a alguien a tomar una decisión difícil, como comprar una casa, simplificamos las variables que deben tenerse en cuenta aunque, en la actualidad, el asunto es más complejo. Hablar palabras engañosas como estas requiere un profundo conocimiento de cómo lograr varios objetivos (bya-grub ye-shes).

(3) Vinculación con familia enjoyada de Ratnasambhava, robar la riqueza de otros significa tomar posesiones de gente que es avara con sus cosas, para así poder ayudar a tales personas a superar su tacañería, para que donen estos objetos a otros con la necesidad de ellos. Un ejemplo es gravar los objetos lujosos al rico y usar ese dinero para alimentar al pobre. Tomar lo que no se ha dado de buena gana surge de una profundo conocimeinto de igualdad hacia aquellos que están necesitados (mnyam-nyid ye-shes).

(4) Vinculación con la familia de loto de Amitabha, apropiarse de los cónyuges de otros significa tomar, bajo circunstancias especiales, las esposas o maridos de personas que están excesivamente apegados a ellos, para ayudar a estas personas a vencer su dependencia. Esta práctica de unión no significa específicamente tener un asunto adúltero. Incluso apropiándose del esposo de alguien por unos días para ayudarnos a acomodar la casa puede ayudar a su aferrada esposa a ser más autosuficiente. Este asunto de robar los cónyuges de otros se basa en un profundo conocimiento de la individualidad (sor-rtog ye-shes), en la cual los solteros sacan a una persona específica.

(5) Vinculación con la familia de la rueda de Vairochana, beber alcohol y comer carne significa usarles para propósitos especiales sin apegarse. Ciertas medicinas tienen una base de alcohol y ciertas enfermedades, como la hepatitis, necesitan una dieta que incluye la carne. Para poder recuperar nuestra salud y fortalecer nuestros cuerpos, y para dedicarnos a la práctica de la meditación y servir a otros, necesitaremos tomar estas sustancias incluso si normalmente les evitaríamos.

Beber alcohol y comer carne en tales circunstancias requiere la conciencia profunda de que es como un espejo que refleja nuestra situación claramente y un profundo conocimiento de la esfera de la realidad de hacer lo que concuerda con los hechos.

(6) Vinculación con la familia de la cuchilla de Vajrasattva, no hacer mofa de los órganos sexuales de la mujer. La felicidad de la unión que surge dependiente de los órganos sexuales de una mujer puede realzar la feliz conciencia del vacío y traer a la mente a niveles más sutiles tal que esta dichosa conciencia es con la actividad de la luz clara de la mente. En este modo, el no hacer mofa de los órganos sexuales femeninos crea una unión estrecha con la luz clara de la mente.

Las prácticas de vinculación implícitamente sugeridas 

Las seis prácticas de vinculación implícitamente sugeridas de tomar una vida y demás, son métodos específicos cultivados con los yogas del estado totalmente completo (rdzogs-rim) de Kalachakra y aplicadas en el canal central de energía en los seis chakras principales. Estas prácticas ayudan a disolver los vientos sutiles energéticos en estos chakras y alcanzar una percepción dichosa inmutable (mi-‘gyur-ba’i bde-ba) de vacuidad con la actividad de la luz clara de la mente. Ya que los seis chakras están representados por las seis figuras búdicas, estas prácticas crean vinculaciónes estrechas con cada una.

(1) Vinculación estrecha con la familia vajra de Akshobhya tomar una vida significa vincular, en el chakra de la corona, las gotas blancas creativas y sutiles (thig-le, bodhichita blanco), las cuales son la base para experimentar la atención dichosa, y así tomar la vida de los vientos energéticos de la liberación del orgasmo.

(2) Vinculación con la espada con la familia de Amoghasiddhi, hablar palabras falsas significa hablar, en el chakra del corazón, la palabra falsa de la vocal corta A (el prefijo sánscrito de negación), sobre causar los vientos energéticos para entrar al canal central.

(3) Vinculación con familia enjoyada de Ratnasambhava, robar la riqueza de otros significa robar, en el chakra de la garganta, la joya que cumple los deseos de la gota inmutable. Así como la budeidad, no es dada por otros.

(4) Vinculación con la familia de loto de Amitabha, apropiarse de los cónyuges de otros significa apropiarse, en el chakra de la nuca, el gran sello (mahamudra) de la mujer de gozo inmutable, que posee el supremo de todos los aspectos (como una forma desprovista).

(5) Vinculación con la familia de la rueda de Vairochana, beber alcohol y comer carne significa vincular, en el chakra del ombligo, los vientos energéticos del cuerpo y, por ignición del fuego interno del tummo (palabra tibetana para kundalini) con ellos, para experimentar gran gozo y vacuidad sin tener un orgasmo.

(6) Vinculacióncon la familia de la cuchilla de Vajrasattva, no haciendo mofa de los órganos sexuales de la mujer significa experimentar placer con una compañera selladora (sct. mudra), para generar la inmutable conciencia dichosa de vacuidad, pero mientras se vincula la bodichita blanco, en el chakra genital, de tal manera que no se experimenta el orgasmo.

Variantes Guhyasamaja de las prácticas de vinculación no comunes

La iniciación de Guhyasamaja conlleva el compromiso para mantener cuatro prácticas de vinculación no comunes, las cuales son variantes de las primeras cuatro prácticas vinculación implícitas sugeridas en Kalachakra.

(1) Tomar una vida significa tomar la vida de los vientos energéticos causándoles entrar, atenerse y disolverse en el canal central de energía.

(2) Hablar palabras falsas significa hablar de vacuidad, la cual no concuerda con el camino imposible en el cual todo parece existir, es decir, con verdadera existencia.

(3) Robar la riqueza de otros (tomar lo que no ha sido dado) significa tomar la budeidad sin haber sido dada ésta. La iluminación es algo que no puede ser dado por nadie; debe ser alcanzado por nosotros mismos.

(4) Apropiarse de los cónyuges de otros significa familiarizarnos a nosotros mismos íntimamente con la vacuidad de todos los fenómenos. El término cónyuge se refiere a la vacuidad.