La historia presoviética del budismo en Tuvá

Introducción a Tuvá

Tuvá (mong. Uriankhai, tib. thang-nu) es una república autónoma en Siberia, Rusia. Se encuentra al norte de Mongolia occidental, limita con la región occidental de Altái. Está en el extremo sur del río Yeniséi. Los tuvanos no son un pueblo mongólico, sino túrquico y, por lo tanto, están emparentados con los los altaijos, los uigures y los kazajos. De este modo, el idioma tuvano es un idioma túrquico con alrededor del 20 al 30% de su vocabulario derivado de palabras prestadas del mongol. 

Una breve historia del budismo en Tuvá

Los primeros monasterios permanentes en Tuvá, llamados “khure ” (mong. küriyen / küriye, tib. gling) se construyeron en la década de 1770 y se inspiraron en los de Mongolia. Esto fue durante el periodo (1758 a 1911) en el que Tuvá, como Mongolia, estaba bajo el control de la Dinastía manchú Qing de China. Estos monasterios eran principalmente Gelug, y sus tradiciones budistas tibetanas provenían directamente de Mongolia. Sin embargo, es posible que el budismo fuera introducido por primera vez a Tuvá antes de esto, cuando Tuvá era parte del kanato de Zungaria (1634-1755) de los oirates mongoles. Los oirates también siguieron principalmente la tradición tibetana Gelug.

Los khure principales en Tuvá fueron Verkhniy (Superior) y Nizhnyi (Inferior) Chadansky, cerca de la actual Chadán. El Khamby Lama era el jefe espiritual y administrativo tradicional de Tuvá, y estaba directamente subordinado al Bogd Khan Jebtzundampa Khutugtus en Urga. Esto era bastante diferente de las posiciones del Bandido Khambo Lama de los buriatos, y el lama principal de los calmucos, quienes fueron designados por el gobierno zarista de Rusia y no tenían relación con el Bogd Khan.

En 1914, cuando Tuvá fue anexado a Rusia, había 28 khure, y si se cuentan los más pequeños, entonces 44 en total, con unos 4.000 lamas y khuvaraks (mong. quvaraγ, alumnos que viven en el khure y visten túnicas). Aproximadamente la mitad de los khuvaraks no eran monjes, sino simplemente laicos que vivían en las aldeas y que se unían a los monjes en el khure para los rituales y los días festivos. Todos los khures eran Gelug. Los monjes vestían túnicas tibetanas durante las puyas y el deel de los monjes al estilo mongol mientras estaban afuera. Muchos genyen (hombres laicos), getsul (monjes novicios) y gelongs (monjes completos) se casaron, y algunos se casaron incluso después de haberse convertido en gelongs.

Había monjes bien educados únicamente en los dos khure Chadansky, los mejores de los cuales se fueron a Mongolia y al Tíbet para seguir entrenando. Había un datsang Tsan-nyi para debate, así como uno de Manba para medicina e incluso uno de Kalachakra en Chadansky superior. El linaje Kalachakra vino de Mongolia, de donde se había derivado del datsang Namgyal en el Potala en Lhasa. Los lamas altamente educados también vinieron directamente del Tíbet para ayudar a establecer el khure Kalachakra. También se estudió la astrología. El yigcha, o libro de texto monástico seguido fue el de Kunkhyen Jamyang Shepa como en Gomang, Labrang Tashikyil, Kalmukia y buena parte de Mongolia y Buriatia. Los textos se imprimieron tanto en los khures de Chadansky superior como inferior, y los números de página a menudo estaban en chino, lo que indica que probablemente copiaron bloques de madera impresos en Mongolia o China. Como en Mongolia, Transbaikalia y Kalmukia, en Tuvá no había tradición de monjas.

El colapso de la dinastía Qing y la fundación de Tannu Tuvá

Después del colapso de la Dinastía manchú Qing en 1911, la anexión rusa de Tuvá en 1914 y muchos años de conflicto después de la Revolución Rusa, Tuvá se volvió un país independiente llamado Tannu Tuvá entre 1921 y 1944. Fue gobernado por un dictador similar a Stalin llamado Solchak Toka de 1932 a 1944. En realidad, Tannu Tuvá estuvo mayoritariamente bajo el control de Rusia y Stalin, al igual que Mongolia.

Durante este período de independencia, el budismo fue completamente destruido por facciones rivales dentro de la propia sociedad tuvana. En 1938, los monasterios fueron destruidos y todos los lamas fueron enviados a campos de concentración en Siberia. Desde entonces, la gente vivió con mucho miedo y muchos textos budistas aún están escondidos en las montañas. En 1944, Tannu Tuvá fue anexada a la Unión Soviética. 

Top